Los carretes de mosca

Los carretes de mosca

Continuamos con la serie que iniciábamos sobre "Nociones básicas de pesca" , hablando sobre los carretes, en esta ocasión de los de mosca. 

                                          

A diferencia del resto de modalidades, en la pesca a mosca el carrete no juega un papel tan importante, ya que suele ser un mero contenedor de linea. No me malinterpretéis. A la hora de luchar con peces potentes como el salmón, tarpones,...si es importante un buen carrete, con un buen freno para ayudarnos en la batalla. Pero en la pesca con mosca, digamos, mayoritaria o más generalista, como puede ser la de la pesca de la trucha, el carrete lo usaremos tan sólo para llevar la línea ya que la acción de recoger la haremos con la mano.

A la hora de escoger un carrete para la pesca con mosca, lo haremos en función de la especie a pescar y de la linea a usar. Es decir, si vamos a pescar truchas en rio, la línea que usaremos estará generalmente entre una 3 y una 5, por lo que el carrete tendrá que ser del tamaño suficiente para albergar este tamaño de lineas. En cuanto al freno del mismo, para este tipo de pesca de truchas en rio, no necesitaremos un freno demasiado potente, ya que como dijimos anteriormente, la acción de recogida la haremos con la mano. La cosa cambia si pescamos en el mar, lago o grandes peces como el salmón. Ahi necesitaremos carretes para albergar lineas de tamaños entre la 6-7 y la 9-10, y frenos potentes para ayudarnos a la hora de trabajar el pez.

Dentro de los tipos de carretes de mosca que podemos encontrar en el mercado, tenemos los carretes manuales, los semiautomáticos o los manuales desmultiplicadores y anti reverse. 

Los primeros son los más básicos, los que usamos prácticamente todos en nuestros inicios. Podemos encontrarlos de diferentes materiales, con bobinas large arbour, con freno más o menos potente y de precios más que asequibles. Como decía, es el que usamos prácticamente todos en nuestros inicios y el más usado a la hora de pescar en lagos, mar,...En la foto inferior podemos apreciar el Marquis de la casa Hardy. 

  

 

Los segundos a los que hacíamos referencia son sin lugar a dudas, los más utilizados en la pesca con mosca de la trucha. Los carretes semiautomáticos.

Si prácticamente todos empezamos con un carrete manual, estoy seguro que prácticamente todos lo siguiente que hicimos fue pasar a uno semiautomático. Y cuando hablamos de carretes semiautomáticos para la pesca con mosca, es inevitable no pensar en Vivarelli. El más mítico de los carretes para mosca, el más usado y el más copiado también. La diferencia con un carrete manual, en el que recogemos dando vueltas a la bobina con la mano, es que en uno semiautomático, accionamos con la mano una maneta que hace girar la bobina. Muy cómodos y rápidos en acción de pesca, ya que podemos recoger toda la línea en unos segundos. Es el más usado en competición sin lugar a dudas y como norma general no suelen venir para lineas superiores al 5 o 6, por lo que podríamos decir que son carretes pensados para la pesca de trucha. En la imagen inferior podemos apreciar el carrete semiautomático MDX, realizado en aluminio con maneta en carbono.

 

                    

 

Por último haremos referencia a un tipo de carrete manual que nos ofrece características similares en cierto modo a los de spining. Se trata de los desmultiplicadores antireverse. Si un carrete manual tiene un ratio de 1:1, es decir, da una vuelta de bobina por cada vuelta que le des a la manivela, los desmultiplicadores ofrecen un ratio mayor, es decir, dan 2.5:1 o incluso más por vuelta de manivela. Esto se consigue separando la bobina del mecanismo de la manivela, lo que nos permite que ésta, la bobina, quede independiente. Que se consigue además de que gire más veces? el antireverse, que no es más que la posibilidad de que la bobine gire sin que gire la manivela. De esta forma podremos trabajar con el freno un pez de gran tamaño si necesidad de soltar la manivela cuando éste pegue una carrera como haríamos con un carrete de spining por ejemplo. Los más míticos son los Billy Pate, pero hoy en día encontramos modelos en casi todas las marcas y a precios bastante asequibles, aunque no son carretes baratos. Ideales para trabajar con peces de buen tamaño en los que recoger la linea de manera manual se hace engorroso, como puede ser con reos de gran tamaño, salmones o pesca de mar.

En la imagen podemos apreciar el modelo Tarpón de Billy Pate.

 

                                

Espero que os haya gustado. En la próxima entrega acabaremos el tema de los carretes hablando de los de arrastre.

Muchas gracias!!